lunes, 24 de noviembre de 2014

    

Fernando González visita Nicaragua

El Héroe de la República de Cuba Fernando González, vicepresidente del ICAP. Foto: Roberto Suárez

Juventud Rebelde 
digital@juventudrebelde.cu

22 de Noviembre del 2014 10:31:39 CDT

MANAGUA, noviembre 22.— El antiterrorista Fernando González iniciará hoy una visita a Nicaragua que incluirá la participación en foros y la realización de recorridos por el país, confirmaron fuentes oficiales.

La coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, Rosario Murillo, afirmó que para esta nación es un honor recibir a González, a quien calificó de Héroe.

Fernando González fue detenido en 1998 junto con Gerardo Hernández, Antonio Guerrero, Ramón Labañino y René González cuando daban seguimiento a grupos terroristas en territorio de Estados Unidos que organizaban y financiaban acciones violentas contra Cuba.

Tras cumplir íntegramente sus condenas, René y Fernando regresaron a su país, pero sus otros tres compañeros continúan en la cárcel y enfrentan largas sentencias.

El actual vicepresidente del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos permanecerá una semana en esta nación centroamericana, donde recibirá el reconocimiento del pueblo, señaló Murillo.

«Bienvenido a nuestra Nicaragua que tanto lo quiere y que tan solidaria ha sido con la batalla por la liberación de los Cinco héroes cubanos», expresó.

Por su parte, el jefe de la bancada sandinista en la Asamblea Nacional nicaragüense, Edwin Castro, destacó el valor de la lucha de los antiterroristas y aseveró que Washington los ha mantenido presos sin ninguna razón.

Yo sigo contigo

Desde la cárcel, Antonio Guerrero llama a la unidad necesaria


San Luis,
Argentina, 23 nov (PL) Antonio Guerrero, uno de los tres antiterroristas cubanos todavía encarcelados en Estados Unidos, convocó a la unidad como herramienta fundamental para encarar los desafíos que hoy tiene ante sí Latinoamérica.

"Sabemos que dentro del complejo mundo que vivimos, solo con la unidad y la solidaridad de nuestras naciones se podrán enfrentar los difíciles problemas que tenemos y avanzar en el desarrollo", manifestó Guerrero en un mensaje al XIV Encuentro de Solidaridad con Cuba, que se desarrolla en esta ciudad.

Más adelante expresa que "con su apoyo irrenunciable a la revolución cubana, se han unido a la larga batalla por nuestra libertad y no dejarán de luchar hasta que regresemos libres todos a nuestros hogares".

"Por eso en muy breves líneas les quiero expresar en nombre de los Cinco y de nuestras familias nuestro infinito agradecimiento por ese apoyo y esa hermandad de lucha que nos fortalece y nos hace cada día sentirnos muy optimistas", asegura. Guerrero, Gerardo Hernández y Ramón Labañino guardan prisión en Estados Unidos desde hace más de 16 años tras ser sentenciados a largas penas en Miami por prevenir a su país de acciones violentas de grupos enemigos de la Revolución cubana.

René González y Fernando González, condenados también, ya se encuentran en la isla luego de cumplir completamente sus condenas.

Al comentar el mensaje, José Alberto Mas, coordinador del Comité Argentino por la Libertad de los Cinco, expresó a Prensa Latina que "para el conjunto de la organización la importancia de tener el apoyo de Tony Guerrero y sus compañeros de lucha nos compromete aún más a redoblar los esfuerzos por lograr su liberación".

"A pesar de estar detrás de las rejas, su pensamiento vuela en libertad y sentimos, como ahora, su respaldo a las causas revolucionarias y democráticas en América Latina", acotó Mas.

En San Luis están reunidos referentes del movimiento argentino de solidaridad, MASCUBA, para analizar vías conducentes a fortalecer las acciones contra el bloqueo económico de Estados Unidos contra la
isla y por la liberación de Guerrero, Gerardo Hernández y Ramón Labañino.

También para ampliar las bases del Movimiento y ampliar el trabajo de solidaridad al resto de los procesos populares y democráticos en la región.

mgt/mh

domingo, 23 de noviembre de 2014

Presentan libro de antiterrorista cubano en San Luis, Argentina

23 de noviembre de 2014, 14:17
San Luis, Argentina, 23 nov (PL) El libro "La verdad me nombra", de Antonio Guerrero uno de los tres antiterroristas cubanos aún encarcelados en Estados Unidos, fue presentado hoy en esta ciudad argentina.

"Por las páginas de esta obra desfilan los amores de Tony, sus afectos, la ternura infinita que le inspiran sus padres, sus hijos, su abuela Fina, su tía Amelia, el amor a la Patria, el valor y la entereza", resaltó la académica Lidia Donnini al presentar el libro en el marco del XIV Encuentro de Solidaridad con Cuba en San Luis, Argentina.

Guerrero junto a Gerardo Hernández y Ramón Labañino están encarcelados desde más de 16 años en penitenciarías de alta seguridad separadas, cumpliendo largas condenas que llegan hasta dos cadenas
perpetuas más 15 años, la de Hernández.

Le imputaron cargos de presunto espionaje cuando en realidad luchaban contra el terrorismo que fraguaban probados y confesosgrupos violentos de cubano-americanos, señaló Donnini.

Fueron juzgados en un proceso en Miami, que la Corte de Apelaciones de Atlanta consideró imparcial y lejano a la neutralidad, por lo que incluso recomendó realizarlo de nuevo en otra ciudad, pero lo rechazó el Poder Judicial de esa ciudad del sur de la Florida.

Otros dos de los Cinco, como se les conoce, René y Fernando González ya están en Cuba luego de cumplir sus sentencias de 15 y 16 años, respectivamente.

Guerrero -explicó Donnini- es escritor, pintor y poeta. De 2001 a 2013 se realizaron nueve exposiciones de sus pinturas y se publicaron ocho libros de relatos y poemas a los que ahora se agrega este último: "La
verdad me nombra", ilustrado por Gerardo y prologado por René, sus dos compañeros de lucha.

Esta obra -señaló la académica argentina- es una antología que lleva el nombre del último poema y reúne a nueve de las once colecciones que Guerrero escribió de septiembre de 1998 a igual mes de 1999,
"en circunstancias dramáticas de total aislamiento, cuando todavía permanecían en total hermetismo sobre su vínculo con Cuba".

Los participantes en el Encuentro de Solidaridad con Cuba en San Luis se dividieron en cuatro comisiones. La No. 1 estuvo dedicada a evaluar y proponer ideas para impulsar las acciones por la libertad de los
Cinco, como se les sigue llamando a Gerardo, Ramón y Antonio.

La No. 2 revisó los programas de solidaridad; la No. 3, evaluó la organización del Movimiento de amistad y la No.4, discutió acciones para fortalecer la lucha contra el bloqueo económico de Estados Unidos contra Cuba.

Al evento que cerró hoy tras dos jornadas de intensos debates sobre la importancia de la solidaridad y el apoyo no solo a Cuba sino al resto de los procesos populares, democráticos y revolucionarios de
América Latina, asistieron líderes y referentes de una diversa gama de agrupaciones argentinas.

Uno de los principales acuerdos del Encuentro es que la solidaridad con Cuba sea más abarcadora y multisectorial, y aproveche su articulación para extenderla a países como Venezuela, Nicaragua, Bolivia,
Ecuador, entre otros.

pgh/mh
Capac, una herramienta para divulgar la verdad sobre Cuba

San Luis,
Argentina, 22 nov (PL) Tras su fundación en diciembre de 2010, el Club Argentino de Periodistas Amigos de Cuba (Capac) tomó impulso a partir de fines del pasado año con la apertura de nuevas representaciones para difundir laverdad sobre ese país.
Así lo señalaron sus miembros fundadores este sábado en el panel "Lucha Mediática en defensa de Cuba y el fortalecimiento del Capac", uno de los tres en el programa del XIV Encuentro Nacional de Solidaridad con Cuba que se desarrolla este fin de semana en San Luis.

José Alberto Mas, uno de los miembros de esta iniciativa que preside la prestigiosa investigadora y escritora Stella Calloni, acentuó la necesidad de coordinar acciones entre los periodistas para contrarrestar la campaña mediática de distorsión y tergiversación contra Cuba.

"Defendiendo a Cuba y su verdad es una forma también de defendernos a nosotros mismos y a los procesos populares de la Patria Grande, porque los enemigos de Cuba son los mismos de nosotros y de la unidad e
integración latinoamericana", recalcó Mas.
Explicó que en Capac pueden participar periodistas, comunicadores sociales, estudiantes de periodismo y bloguerosdispuestos a difundir y defender la verdad de Cuba.

Por su parte, Ernesto Espeche, director de Radio Nacional Mendoza, manifestó que una de las batallas en el frente cultural es la mediática, y en esta es necesaria la organización popular para enfrentar la influencia de los medios hegemónicos.

En este momento ya hay representaciones de Capac en Buenos Aires, donde se fundó, en Rosario, Córdoba y en Bariloche, que es la de más reciente creación, mientras próximamente se establecerá en Santiago del Estero y se prevé también en Mendoza.

El periodista y líder político Sergio Ortíz, de Córdoba, sugirió abrir espacios a la programación de Telesur en canales de la TV Pública y que se transmita por la televisión por aire, para que pueda llegar a una mayor porción del público argentino.

Al Encuentro Nacional de Amistad con Cuba asisten representantes de grupos y agrupaciones de solidaridad con la nación caribeña de diversas provincias de Argentina.

Estos eventos comenzaron a efectuarse en 2000 y desde entonces han tenido lugar anualmente en diferentes provincias.

El otro panel de la jornada inaugural fue "Integración Latinoamericana y Caribeña", y el domingo se
desarrollará el panel "Cuba y la Patria Grande, soberanía ante las agresiones imperialistas".

Además presentarán el libro "La verdad me nombra", de Antonio Guerrero, uno de los tres antiterroristas cubanos aún encarcelados en Estados Unidos.

Los participantes trabajarán igualmente en cuatro comisiones en esa jornada final para analizar entre otras cuestiones vías para fortalecer las acciones de solidaridad, la lucha contra el bloqueo económico de
Washington contra La Habana y conseguir la libertad de Antonio, además de Gerardo Hernández y Ramón
Labañino.

ro/mh

sábado, 22 de noviembre de 2014

Proyectan argentinos ampliar movimiento de solidaridad con Cuba
Buenos Aires, 21 nov (PL) Organizaciones y grupos argentinos se aprestan hoy a celebrar este sábado y domingo en San Luis el XIV Encuentro Nacional de Solidaridad con Cuba, con la vista puesta en ampliar las bases de este movimiento de amistad.
"Aprovecharemos este encuentro para llamar a la construcción de una amplia Multisectorial Argentina de Solidaridad", señaló el legislador Juan Larrea, principal organizador del evento que tendrá de sede la Universidad Nacional de San Luis.

Según lo proyectan tendrá como columna vertebral al histórico movimiento de solidaridad MASCUBA, "pero que extienda sus bases sociales y políticas", acotó el diputado provincial por el Frente para la Victoria.

Prevén que se incorporen los sindicatos pluralistas, los partidos del amplio campo popular, los organismos de derechos humanos, las organizaciones barriales y territoriales, los centros de estudiantes, la gente de la cultura, las universidades y colegios, enumeró Larrea.

Igualmente, esperan que se sumen legisladores amigos de Cuba, las publicaciones y revistas, los sitios de internet y redes latinoamericanistas, los reporteros del Club Argentino de Periodistas Amigos de Cuba, las cooperativas de la ciudad y el campo.

"Visionamos que sea un movimiento amplio, diverso y pluralista en el que tenga como fundamento el apoyo al pueblo cubano y a su Revolución", expresó Larrea.

Igualmente, los organizadores de esta iniciativa acordaron ampliar esa solidaridad hacia los países de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), de ahí que hayan invitado al Encuentro en San Luis a representantes de las embajadas de esos países en Argentina.

El borrador de la Declaración Final, al que tuvo acceso Prensa Latina, saluda la votación casi unánime en la ONU contra el bloqueo de Estados Unidos al país caribeño, al tiempo que exige el fin de esa política hostil.

Igualmente, reclama la inmediata libertad de Gerardo Hernández, Antonio Guerrero y Ramón Labañino, tres de los antiterroristas cubanos, que permanecen encarcelados en Estados Unidos.

"En su contra se fabricó una mentira judicial que los tiene presos desde hace 16 años. Esa farsa montada en Miami debe terminar ahora", demanda el documento que se prevé sea aprobado al final del Encuentro la noche del domingo.

A su vez, los amigos argentinos de Cuba destacan la vocación humanista de su solidaridad médica y resaltan la disposición de enviar una brigada de salud a combatir el ébola en África.

Ese humanismo también se concreta en Argentina donde casi 50 mil personas han recuperado la vista gracias a la Operación Milagro y más de 27 mil han aprendido a leer y escribir por el programa alfabetizador Yo, sí puedo, señaló el diputado Larrea.

ro/mh
Presidente Universidad de Baltimore: Delegación de Maryland debería pedir la liberación de los Cinco Cubanos | Cubadebate

22 noviembr
Kurt L. Schmoke es presidente de la Universidad de Baltimore
Kurt L. Schmoke es presidente de la Universidad de Baltimore
Por Kurt L. Schmoke*
En 1999 acompañé a los Orioles de Baltimore en su histórico viaje a La Habana, Cuba. Este hecho marcó la primera vez, desde 1959, en que un equipo de las Grandes Ligas de Béisbol jugó en Cuba. Muchos de nosotros esperábamos que un partido de béisbol entre los equipos de Estados Unidos y Cuba podrían ser el precursor de unas relaciones diplomáticas normalizadas, de la misma forma en que un partido de ping-pong señaló un cambio en las relaciones de Estados Unidos con China. Por desgracia, no se cumplieron esas esperanzas.
Recientemente, visité Cuba para ver cuánto había cambiado la vida desde la visita de los Orioles. Lo que descubrí fue que, bajo el concepto de pueblo a pueblo, los ciudadanos de Cuba y los Estados Unidos desean estrechos vínculos y relaciones comerciales normales, pero los gobiernos de nuestros dos países permanecen atrapados en batallas políticas de la Guerra Fría. A pesar de que tanto médicos cubanos como estadounidenses están en el África occidental para luchar contra la crisis de Ébola, esa cooperación sigue siendo la excepción y no la regla.
Uno escucha las declaraciones de algunos funcionarios del gobierno acerca de la voluntad de iniciar una nueva era de relaciones diplomáticas, y que el camino a esa nueva era parecía haber comenzado tras el fin de las relaciones entre Estados Unidos y la Unión Soviética, con la destrucción del muro de Berlín. Sin embargo, parece que siempre apareció una barricada cada vez que las partes se movían hacia adelante. El impedimento actual se levanta sobre el encarcelamiento en Cuba de un residente de Maryland, Alan Gross, y del encarcelamiento en Estados Unidos de un grupo conocido como los Cinco Cubanos. Creo que la Delegación de Maryland al Congreso puede ser la clave para abrir las puertas de la cárcel para todos estos hombres, y propiciar una nueva era de la diplomacia para los dos países.
Alan Gross, de 65 años de edad y vecino del condado de Montgomery, fue detenido en Cuba en 1999, mientras trabajaba bajo contrato patrocinado por la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional “para aumentar el acceso a Internet en pequeñascomunidades de todo el país”. El gobierno cubano alegó que su trabajo implicaba actos perjudiciales a la República de Cuba (esencialmente lo etiquetan de espía) y lo condenó a una pena de 15 años. Lleva preso cuatro años. Sus amigos y partidarios indican que se encuentra en muy mal estado de salud, después de haber perdido cerca de 100 libras durante su encarcelamiento.
Los Cinco Cubanos eran, de hecho, oficiales de inteligencia enviados a Miami en la década de 1990 para recopilar información sobre los grupos locales anticastristas, que presuntamente participaban en actividades que violaron la ley de los Estados Unidos, incluidos actos de violencia destinados a derrocar al gobierno de Castro. A pesar de que el gobierno de Estados Unidos recibió evidencia que apoyaba esas denuncias, los fiscales estadounidenses no actuaron sobre los grupos violentos, sino contra los cinco agentes de inteligencia cubanos. El gobierno optó por procesar a los Cinco Cubanos -no en cualquier lugar- en Miami.
En 2001, después de cortas deliberaciones del jurado, los Cinco fueron declarados culpables de una variedad de cargos de conspiración y fueron condenados a penas que van desde 30 años a cadena perpetua. Uno de los cinco (a quien conocí recientemente) fue puesto en libertad en 2011 tras cumplir 15 años, y enviado de vuelta a Cuba con la condición de que nunca regresara a los Estados Unidos. Otro fue devuelto en febrero en duros términos de libertad condicional. Tres permanecen en prisión.
Es de destacar que después de cuidadosa y objetiva revisión de los casos de Alan Gross y de los Cinco Cubanos, el Grupo de Trabajo de la Comisión de Derechos Humanos de la ONU sobre Detenciones Arbitrarias, condenó el encarcelamiento de los seis hombres e instó a los gobiernos de Cuba y Estados Unidos a liberarlos.
Se desprende de las declaraciones hechas por funcionarios del gobierno cubano que el destino de Alan Gross está ligado a la suerte de los Cinco Cubanos. Algunos defensores del status quo de la Guerra Fría pueden querer que el Sr. Gross languidezca en la cárcel como una demostración de la crueldad del régimen de Castro. Pero eso no sería ni lo más prudente ni lo más humano. La Delegación del Congreso de Maryland debería presentar una petición al presidente Barack Obama para que conmute las sentencias de los Cinco Cubanos y los devuelva a Cuba. Si conmuta las penas, el presidente no tendría que comentar sobre la culpabilidad o inocencia de los Cinco Cubanos. Más bien, él sólo estaría indicando que estos hombres han cumplido un castigo por un tiempo suficiente.
Este acto conduciría inevitablemente a la liberación de Alan Gross. Ese resultado permitiría a nuestros países iniciar la cuenta regresiva en el camino que conduce a la normalización de las relaciones, aquella que muchos esperábamos cuando la histórica visita de los Orioles.
Kurt L. Schmoke es presidente de la Universidad de Baltimore. Su correo electrónico es President@ubalt.edu.
(Publicado en The Baltimore Sun. Versión del inglés: Cubadebate)